jueves, 17 de abril de 2008

BLOCKBUSTER, SPEEDY Y STARDUST

Semanalmente acudo al peor video club de la Argentina: Blockbuster. Es carísimo, tiene una terriblemente escasa cantidad de títulos, y con una marcada preferencia por el cine pochoclero, el cual consumo, pero no únicamente. No obstante ello, y muy a mi pesar, soy socia por el siguiente y único motivo: Speedy. Parece ser que en contraprestación a su terrible servicio, algún mediocre directivo de marketing decidió que otorgar promociones y descuentos para actividades diversas, era preferente, antes que mejorar la calidad del mismo. Hace unos meses la promo era excelente, un alquiler gratis por semana, sin condicionamientos. Se ve que no funcionaba comercialmente, y actualmente la promo es dos por una. Por ocho pesos te llevas dos pelis. Cierra maso, así que caí en las redes del gigante, el McDonalds de las de los dvds.

Con este prolegómeno, llegamos al motivo de por qué alquilé Stardust. Primero, porque necesitaba una peli ATP para ver con un amigo un poco menor, y segundo, porque no había otra cosa más interesante.
Ahora bien, que se puede decir de este "polvo de estrellas"? Cumple su cometido dignamente: Tiene romance, acción y aventura. Algunas escenas amorosas difíciles de explicar a preadolecentes de 9 años, pero sutiles.

Excelente y multiestelar elenco: Copado el personaje de De Niro, Charlie Cox, el protagonista está muy bueno, Claire Danes agradable, Michelle Pfeiffer está jovata pero hace de una bruja mala obsesionada con la juventud y la belleza (cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia), Rupert Everett es siempre gracioso, y Siena Miller, es una Barbie superficial, que le queda justo.